Existen reglas generales que debe seguir el cuidador para que se desarrollen con éxito las actividades básicas de la vida diaria.

Regla 1: Organice las actividades básicas de forma "rutinaria"
Cada uno de nosotros crea, a lo largo de su vida, una rutina en el desarrollo de las actividades básicas diarias:

      - solemos comer cada día a la misma hora y en el mismo lugar (comedor, cocina)

 

    - nos aseamos según un orden casi ritual. Por ejemplo, Juan, al levantarse, empieza por lavarse la cara, afeitarse, tomarse una ducha y peinarse. Juan ha creado su rutina personal y la sigue cada día.

Vd. sabe que su familiar pierde poco a poco la memoria y que es incapaz de aprender nuevos comportamientos. La única solución es echar mano a una rutina precisa (la suya) para el desarrollo de las actividades tales como comer, lavarse, vestirse, etc.
En este caso, la rutina se define como hacer:

      - las mismas cosas,

 

      - en el mismo orden,

 

      - en el mismo sitio,

 

      - y a los mismas horas.

 

Esta regla es el secreto del éxito.

Los hechos del pasado dejan un rastro profundo en nuestra memoria. En las personas que sufren enfermedad de Alzheimer también. Recordar su pasado, es dar ocasión a su familiar de:

  • contar sus experiencias,
  • tener el placer de recordar,
  • proporcionarle de nuevo la autoestima, recordando los momentos positivos de su vida,
  • disminuir su sentimiento de aislamiento, haciéndole "volver" a su pasado,
  • buscar de nuevo su individualidad, su personalidad y su dignidad como ser humano.

La mayoría de las mujeres en edad de padecer la enfermedad de Alzheimer han sido "amas de casa". Esta era su actividad principal y el campo de sus responsabilidades.

Estas actividades, realizadas durante muchos años y apoyadas en una rutina diaria representan para las personas enfermas una gran fuente de alegría. Llevar a cabo (bien o mal ) esas actividades permite una valoración de la persona que ayuda y un aumento de su auto-estima. Además, las actividades culinarias son dinámicas, estimulan la vista (las verduras, las frutas), el olfato (los alimentos) y el sabor (de lo que uno lame en la punta de los dedos).

¿Cómo organizar el espacio donde cocinar?
Tenga cuidado de:

      - usar una vajilla de plástico transparente: ensaladera, cuencos, sopera, platos, vasos. Si se caen, no se romperán

 

      - quitar los cuchillos metálicos y reemplazarlos por cuchillos de plástico

 

      - quitar o poner fuera de su alcance todos los aparatos eléctricos: batidora, tostadora, cafetera

 

      - tapar los enchufes eléctricos para que no se le ocurra tratar de enchufar algo

 

      - tener a mano un gran mandil que cubra todo el pecho (como todos los grandes cocineros)

 

      - no dejarle abrir latas de conserva, ni utilizar la cocina eléctrica, ni el horno ni encender el gas

Llega un momento, en la fase severa de la enfermedad, en el cual su familiar no puede comer solo y necesita una ayuda total de parte de su cuidador.

fichas alzheimerRecuerde lo siguiente cuando se requiere la máxima asistencia:
  • Coloque a su familiar en posición sentada y no semi-tumbado. Esta postura es necesaria para masticar, tragar y digerir correctamente.
  • Asegúrese que no corre riesgo de caerse.
  • Disponga una protección para que no ensucie sus ropas.
  • Siéntese a su lado y préstele toda su atención.
  • En el curso de la comida, utilice a menudo su nombre.
  • Tómese el tiempo necesario y no tenga prisa.
  • Si su familiar no abre la boca, hay que rozar sus labios con la cuchara.
  • Proporciónale pequeños bocados dejándole el tiempo de respirar entre bocado y bocado.
  • No olvide de darle bebidas: agua, zumo, caldo…
  • Hable con su familiar mientras come, no solamente de lo que come pero también de lo que Vd. hizo ayer, de las compras, de las noticias del día. Así, la comida tiene la dimensión social que siempre tuvo
  • No le obliga a comer si no quiere. Espere y inténtelo otra vez media hora más tarde.

A lo largo de la enfermedad y comenzando desde los primeros momentos su familiar va a ir teniendo fallos en la memoria. Primero va a perder el recuerdo de los hechos y personas del pasado reciente y después empieza a fallar el recuerdo del pasado más antiguo. Olvidará fácilmente a su familia actual y lo último que se suele perder es el recuerdo de los padres.

Que son las alucinaciones?
Ya desde el principio de la enfermedad puede haber fallos en la interpretación de la realidad. Su familiar se equivoca porque los mensajes que los sentidos (vista, oído, olfato...) envían a su cerebro no se traducen correctamente y su familiar confunde la información recibida. Por ejemplo, el vapor que sale de una cacerola en la cocina él cree que es humo. Si ve en la ventana una cortina agitada por el viento piensa que alguien se está introduciendo en la casa.
En la segunda fase de la enfermedad aumenta la confusión, este cuadro se agrava y se producen alucinaciones (creaciones falsas de su mente), sensaciones imaginarias por las cuales su familiar ve, oye, huele o toca cosas que no existen.

Recuerde que los ancianos no necesitan la misma cantidad de horas de sueño que los jóvenes.

Procúrele a su familiar un lugar de descanso silencioso y cómodo, que le dé tranquilidad. Si el anciano cambia de domicilio, que tenga objetos suyos que le acompañen siempre (como los ositos de peluche que tranquilizan a los niños): fotografías de seres queridos, imágenes religiosas, incluso la ropa de cama que le gusta...

fichas alzheimer

Para acertar en la elección de una residencia, hay que considerar los puntos siguientes:

fichas alzheimerTENGA EN CUENTA QUE:

  • La Residencia esté registrada y tenga la documentación legal en regla,
  • El personal técnico (médicos, trabajadores sociales, A.T.S., terapeutas ocupacionales, psicólogos, podólogos,.....) esté colegiado o asociado en una institución profesional,
  • El personal tenga formación y experiencia en este tipo de enfermedades Alzheimer u otra demencia y trastornos de la memoria,
  • El Centro no huela a nada (a comida, a medicinas, orines,...),
  • Esté todo muy limpio (sin papeles o basura en el suelo, sin “colillas" de tabaco en los ceniceros),
  • El mobiliario, aunque sea sencillo, no esté deteriorado,
  • Se puedan visitar las habitaciones y que se puedan ver los armarios de la ropa,
  • Se pueda ver la cocina (hay residencias que avisando previamente que Vd. va a ir y se va a quedar a comer, Vd. puede comer el mismo menú que tome su familiar y/o los demás residentes),
  • Se pueda ver el cuarto de la ducha y qué instalaciones tiene,
  • Haya luz natural en las habitaciones, comedor y sala de estar,
  • Es conveniente preguntar a los residentes que ya llevan un tiempo y conocen bien la residencia acerca de cómo se sienten allí y de cómo les tratan.

¿Cómo preparar la comunicación para que ésta tenga mayores posibilidades de ser comprendida por su familiar?

  • Mire le de frente y busque el contacto de sus ojos.
  • Si su familiar está sentado, siéntese; si está de pie, permanézcalo Vd. también.
  • Utilice su nombre para llamarle la atención. Es importante recordarle su nombre durante una conversación.
  • Tómele el brazo o la mano para que permanezca atento.
  • Domine los ruidos producidos por el entorno, en particular el sonido de la radio o de la televisión.

ficha alzheimer

Este trastorno del comportamiento no supone un riesgo ni para su familiar ni para Vd.. Al tratarse de un síntoma de su enfermedad, no debe Vd. enfadarse, ni regañarle ni impedirle que lo haga cerrándole el paso o inmovilizándole.

fichas alzheimer

  • Facilítele en su casa un recorrido fácil y no peligroso, retirando todos los obstáculos posibles del suelo y de sus alrededores : alfombras, cables, muebles accesorios...
  • Prepárele un calzado cómodo que no haga ruido para evitar molestar a los vecinos, y permita esos paseos intermitentes por su hogar.
  • Tenga la casa a una temperatura adecuada y con una correcta iluminación para que pueda pasear en ella.
  • Informe al resto de sus familiares para que no critiquen o dificulten su comportamiento.
  • Dése Vd. un paseo con él, llevándole sujeto del brazo, por la tarde, de menos de una hora de duración, por un lugar agradable. Esto le permitirá a él ejercitar su musculatura y la coordinación de sus movimientos, y se relacionará con usted, dialogando y notando su proximidad física.
  • Facilítele otros entretenimientos alternativos (leer, T.V., radio, jugar a las cartas, ordenar o contar objetos...).
  • A veces es útil disponer de un sustituto de Vd. que pueda tranquilizar a su familiar. Otra persona que él acepte, y que pueda transmitirle seguridad puede suplirle y sustituirle en algunos cuidados y dándole compañía.

Por cuestiones de seguridad y comodidad se recomienda:

  • Mangas ajustadas para evitar que la prenda se enrede en las ruedas.
  • Faldas largas para las mujeres. Estas faldas caen con facilidad sobre las rodillas cuando están sentadas.
  • Chaquetas, abrigos cortos para que su familiar no tenga que sentarse sobre ellos.

fichas alzheimer

Cuando un familiar esta ingresado en una Residencia, la familia plantea numerosas preguntas al personal que cuida del enfermo.
Las preguntas más frecuentes están enfocadas:

  • - al funcionamiento de la institución;
  • - a los cuidados que recibe el residente;
  • - al compromiso del cuidador principal;
  • - a las posibles quejas.

El paseo -o caminar- es una de las actividades más interesantes y presenta pocos peligros.Tiene varias ventajas, como por ejemplo, el paseo diario actúa como un tranquilizante, sin necesidad de recurrir a un fármaco.Hacer ejercicio físicoDistraer del entorno habitualCalmar a la personaCambiar de airesInfórmale de que ambos van a dar un paseo. Si se niega, no le obligue.Pregúntale si quiere ir al baño, o llévele allí antes de salir. Muchas personas enfermas temen sufrir una pérdida de orina en público.Si utiliza pañales, ponle uno limpio.Comprueba que lleva puestos los zapatos, que se encuentra cómodo y que éstos no tengan plantilla.No olvides sus gafas, el audífono, su dentadura postiza o su bastón (si lleva uno).Dile dónde has decidido ir.Un lugar tranquilo, sin demasiada agitación (un parque, calles con poco tráfico), donde haya sitios para descansar: bancos públicos, cafetería, iglesia, etc.,Un centro comercial donde pueda llevar a la persona en coche y mirar los comercios, bien en el caso de que haga mal tiempo o bien sea porque es un ambiente que a él/ella le agrada.Le pierdes En una muchedumbre, en un atropello, porque le ha soltado el brazo. Es muy raro, pero podría ocurrir. Ten cuidado de ponerle una identificación (puede ser una etiqueta cosida en la americana, o una tarjeta de visita vuestra en su bolsillo, etc.) con su nombre, su domicilio y su número de teléfono.Se alborota Puede que empiece a gritar, a agitarse, a decir que no le te conoce, que se trata de un secuestro. Es una eventualidad que puede ocurrir y que hay que saber manejar: - Mantente en calma - Háblale suavemente, - Intenta saber qué es lo que le da miedo, por qué se agita. A veces puede ser una reacción exagerada a un estímulo exterior, - Explica rápidamente a la gente que se trata de una persona enferma y no sientas vergüenza. El paseo tranquiliza a tu familiar.El paseo se prepara para no estropearlo por problemas que se pueden resolver antes de salir.La rutina en el horario (la tarde es más favorable) y en el itinerario es positiva.El paseo proporciona ocasiones de estímulos sensoriales.El paseo debe adaptarse al ritmo de la persona afectada. El mejor momento del díaEl mejor momento es la tarde. Efectivamente, la mañana está ocupada por levantarse, el aseo, el desayuno y la preparación de la comida, y hay menos actividades internas por la tarde. Además, el ejercicio es más adecuado antes de la noche y generalmente permite a la persona dormir mejor.En esta tarea también es importante crear una rutina: el paseo ha de tener lugar siempre a la misma hora del día, de esta manera podrás aprovecharlo también para tomarlo como referencia temporal. "Tomaremos café antes del paseo" . "Cenaremos después del paseo" . "Iremos a ver al sobrino Tomás después del paseo" . ¿Cómo preparar el paseo? Para evitar estropear el paseo con problemas, hay que prepararlo: ¿A dónde ir? En efecto, hay numerosas posibilidades que varían según sea el lugar de domicilio, el tipo de vida que lleva y los gustos de la persona enferma. Se puede elegir: Recuerda que es siempre más fácil para una persona confusa hacer el mismo itinerario, pasar por las mismas calles, el mismo parque, etc. ¿Cómo sacar provecho del paseo? El paseo no constituye solamente un ejercicio físico; es la posibilidad de recibir estímulos visuales (los niños que juegan), auditivos (el canto de los pájaros), olfativos (el perfume de las flores). Tendrás tú también la oportunidad de dirigir su atención: "Mira la niña vestida de rojo. Está jugando con su perrito". Huele esta flor, huele muy bien" . Depende de ti el descubrir las sensaciones que más le agradan y de hacerle descubrirlas. Solo, no tendrá esta capacidad de descubrimiento. ¿A que ritmo pasear ? Tómate tiempo, no le metas prisa. Adapta tu ritmo al de la persona enferma. Si desea parar durante algunos momentos, no avances más. El paseo no responde a un horario de ferrocarril. Si vuelve a casa más tarde de lo previsto, no pasa nada. ¿Cómo hacer frente a los incidentes? El paseo es una actividad que ofrece pocos peligros. ¿Qué podría pasar? ... en las salidas fuera de casa1. No salir de casa sin que su familiar use previamente el aseo. No limitarse a preguntarle: “tienes ganas de hacer pis" pero llevarle sistemáticamente al servicio antes de salir. 2. Averiguar, si su familiar se viste solo,que lleva prendas adecuadas (por ejemplo, evitar pantis para las mujeres y elegir medias) 3. Preparar una bolsa de plástico con un pantalón o una falda, unas bragas si ocurre una fuga y hay que cambiarle. Si lleva pañales, añadir el material de limpieza (pañales, toallitas higiénicas con jabón, toallitas de papel absorbente). 4. Cuando llegue donde quiere ir, localizar el aseo más próximo. 5. Si su familiar no fue al aseo desde hace 2 horas, pregúntele si quiere ir. Recordar que no hay de fiarse de su respuesta. Salir de casa para pasear, ir de compras o con otro objetivo, es un placer intenso para su familiar y para Vd. Para que la salida no sea un fracaso por temor a fugas o emisiones de orina, hay que tomar ciertas precauciones.

Página 2 de 2